Mié12122018

Última actualización10:05:24 AM

Banner-Catamarca
Back Usted está aquí: Inicio Local Médicos advierten que no harán guardias si no se refuerza la seguridad

Médicos advierten que no harán guardias si no se refuerza la seguridad

Tinogasta- Los médicos que cumplen guardias activas y pasivas en el hospital San Juan Bautista de Tinogasta advirtieron ayer en una reunión a los directores del centro de salud que si no se prevén medidas de seguridad en el edificio público que los proteja suspenderán la atención de guardias. 

La advertencia llegó luego de que en la madrugada de ayer, alrededor de las 4 horas, la misma médica que se encontraba de guardia Danisa Córdoba volviera a recibir agresiones por parte del mismo sujeto que la insultó la semana pasada. De acuerdo a lo comentado, el hombre llegó solicitando atención médica pero con la clara intencionalidad de agredir a la médica. "No se trata de un hecho aislado como se dijo desde Ministerio. Vemos que los hechos de violencia se multiplican en todos lados y aquí también están llegando, y nosotros somos trabajadores que procuramos salud para nuestros pacientes, hacemos todo lo que podemos para ayudarlos, pero no se puede trabajar con un clima de tensión provocado por actitudes intolerantes o violentas", dijo un médico. 

Hace apenas dos días el subsecretario de Salud Pública, Sergio Orellana Barrera, minimizó lo  sucedido aunque igualmente aseguró que harán convenios con la policía de la localidad y el municipio para restringir y controlar el ingreso al nosocomio a través de una guardia permanente en los accesos. Extraoficialmente se supo que el problema radicaría en que se tendría que haber adicionales extras de cerca de 800 pesos por guardias de 8 horas, lo que le significaría alrededor de unos 2400 pesos por día, en caso se cubrir las 24 horas. Presupuesto con el que no cuenta el hospital.  La denuncia sobre la médica que fue agredida el martes a la noche por un hombre que sería familiar de una paciente que fue derivada hasta la capital se la hizo por éste medio. Para Orellana Barrera "solo se trató de una agresión verbal, que surgió en el momento, y no hubo ningún otro hecho de gravedad”, y destacó que fue el director del Hospital, Oscar Olivera, quien mantuvo contactos con la policía y el municipio para contar con mayor seguridad y restringir en ciertos horarios la entrada al público. No obstante, ahora los plazos se han acortado, y si no media una solución pronto, se suspenderían las guardias.