Lun26102020

Última actualización11:50:59 AM

Primero Oficial
Back Usted está aquí: Inicio Nacional Por el derrumbe de los bonos el BCRA perdió USD 1.700 millones de poder de fuego para detener la escalada de los dólares alternativos

Por el derrumbe de los bonos el BCRA perdió USD 1.700 millones de poder de fuego para detener la escalada de los dólares alternativos

Luego del canje de deuda concluido por el Gobierno el mes pasado, el Banco Central actualizó la tenencia de los nuevos títulos en dólares en su activo, mayoritariamente con ley argentina.

Con la salida a cotización de los bonos, los analistas especularon con una nueva herramienta con la que contaría la entidad que preside Miguel Pesce para intervenir en el mercado y controlar la cotización del contado con liquidación y del MEP, y a la vez reducir la brecha cambiaria entre el dólar oficial y las parideades alternativas al cepo.

Pero el apetito inversor por la deuda pública argentina fue esquivo y la tenencia del BCRA de los bonos del canje cayó en solo un mes unos USD 1.700 millones, un 28 por ciento.

El analista financiero Christian Buteler explicó a Infobae que la caída de este stock pudo obedecer “al valor del bono o porque haya vendido. Y sí, el Central estuvo interviniendo, no esta semana pero sí la anterior, así que probablemente la disminución observada sea por los dos motivos: un poco por venta y otro poco por la baja de cotización”.

La falta de medidas económicas convincentes influyeron en las valuaciones de los activos en las últimas semanas. Las cotizaciones en dólares de acciones y bonos se desplomaron, volvió a subir el riesgo país y los dólares bursátiles alcanzaron precios récord, como efecto de la búsqueda de cobertura de los inversores.

En el último mes el dólar contado con liqui subió 29%, a un máximo de 166 pesos y la brecha cambiaria con el oficial mayorista superó el 100 por ciento (ahora en el 114%), el rango más alto en tres décadas. El 15 de septiembre esa brecha era del 70 por ciento.

El punto es que aún sin haber podido utilizar plenamente esa “bala de plata” para frenar a los dólares alternativos, el BCRA acusó una brusca caída del valor de estos activos, lo que debilitó su eventual “poder de fuego” para contener las expectativas de devaluación del mercado.

Desde el 7 de septiembre, la entidad monetaria publica en su balance la tenencia de los nuevos bonos en dólares con ley local emitidos por la reestructuración de deuda.

Entonces los nuevos títulos en el activo ascendían a un total de $745.192,7 millones, que al tipo de cambio oficial del 7 de septiembre representaban unos USD 9.983,6 millones, o unos USD 6.009,6 millones según el contado con liqui.

Un mes después, con el balance actualizado al 7 de octubre, los títulos para poder intervenir sumaban $649.837,3 millones, unos USD 9.010,5 millones al tipo de cambio oficial o unos USD 4.309,6 millones según el contado con liqui, que es la paridad que rige en la operatoria en el mercado secundario.

Esto implica una pérdida en el stock de los nuevos títulos del canje de un 9,7% según dólar mayorista y de 28,3% según la paridad bursátil.

Esta contundente caída mensual de los flamantes títulos públicos reestructurados se replica también en el alza experimentada en el riesgo país que mide JP Morgan, que trepó un 30%, de 1.101 a 1.424 puntos básicos, entre el 10 de septiembre -cuando el referente incorporó los nuevos bonos con ley extranjera a la ponderación- y este jueves 15 de octubre.

“Vender bonos en dólares en poder del sector público no parece ser la mejor estrategia de mediano plazo para calmar las presiones cambiarias y tampoco está garantizado que vaya a funcionar, porque aumenta la deuda neta” del Tesoro, afirmó a Bloomberg Adrián Yarde Buller, economista jefe del Grupo SBS.

El BCRA cuenta en stock títulos AL30, AL29 y AL35, pero al ofrecerlos en el mercado secundario, estos pasan a manos de privados, lo que aumenta la exposición de deuda pública por fuera del sector público, a tasas que hoy rondan el 15% anual en dólares.

Un análisis de Portfolio Personal Inversiones advierte sobre los “rojos generalizados dentro de la curva soberana en dólares” debido a “las expectativas pesimistas del mercado se mantienen ante la falta de señales positivas con respecto al rumbo económico del país”.

“La incertidumbre no es menor, y no hay por el momento un proyecto económico claro que apunte a reducir los desequilibrios fiscales y monetarios. Mientras tanto, las tensiones cambiarias persisten, y con ellas se profundiza la pérdida de reservas del BCRA”, indicó Portfolio Personal.

 

Fuente: Infobae